Tratamientos

Cómo funciona la Radioterapia en el Cáncer

Cómo funciona la Radioterapia en el Cáncer

Cómo funciona la Radioterapia en el Cáncer

Hace pocos años, el cáncer era una enfermedad incurable. Pero, con el tiempo se han descubierto muchos tratamientos efectivos para curar el cáncer. Cuando las personas piensan en un tratamiento para el cáncer, están llenas de preguntas y necesitan saber cómo funcionan realmente esos tratamientos.

¿Cuáles son los beneficios de este tratamiento llamado Radioterapia? ¿Por qué la mayoría de personas que padecen cáncer lo están usando? ¿Hay algún efecto secundario?

Cuando seguimos un tratamiento contra el cáncer, tenemos muchas alternativas, la radioterapia es una de ellas. Se utiliza para atacar directamente a la célula afectada. Pero antes de darte más detalles sobre la radioterapia, empecemos con los conceptos principales.

¿Qué es la Radioterapia?

En esta terapia conocida como radioterapia, se utiliza la energía (radiación) para matar las células cancerosas o reducirlas para detener el crecimiento. Se utiliza comúnmente con la cirugía y la quimioterapia.

Se utiliza la radioterapia cuando la cura no es posible y el objetivo es el control local de la enfermedad o cuando la terapia tiene un beneficio de supervivencia y puede ser curativa.

La dosis de radiación para cada célula afectada depende de la cantidad de factores.

¿Por qué es importante la Radioterapia?

La Radioterapia es importante ya que se utiliza prácticamente para el cáncer cerebral, cáncer de pulmón, cáncer de piel, cáncer de mama, cáncer de útero, cáncer de cérvix, cáncer de páncreas, cáncer de laringe y cáncer de próstata.

También se utiliza en el cáncer de células formadoras de sangre. Algunas veces se administra radiación a las células que no tienen evidencia de cáncer.

Esto se usa para prevenir células sanas mediante el crecimiento de células cancerosas.

¿Cuáles son los tipos de Radioterapia?

Hay tres métodos de Radioterapia:

  1. Terapia externa.
  2. Terapia interna.
  3. Terapia sistémica.

La radiación externa se usa en el momento de la cirugía o en la etapa primaria del cáncer cerebral de alto riesgo. En esta terapia, la mayoría de los pacientes no necesitan quedarse en el hospital.

En la terapia interna usamos radiación que se coloca muy cerca del área afectada, por implante.

En la terapia sistémica inyectamos radiación en el cuerpo o la insertamos por vía oral.

¡NO ESPERES QUE TE OCURRA A TI!

¡Hazte un Chequeo Preventivo Ahora!

¿La Radioterapia tiene Efectos Secundarios?

Antes de tomar la radioterapia el paciente normalmente hace esta pregunta. La respuesta depende del tipo de radioterapia que estés usando.

La terapia externa no hará al paciente radioactivo. Pero, la terapia interna involucra el implante, por lo que es necesaria la estancia del paciente en el hospital.

Aparte de eso, lo más frecuente es que al paciente le provoque diarrea al hacerles la radioterapia en el abdomen o pelvis y la intensidad de estos efectos secundarios es variable dependiendo de la susceptibilidad del paciente.

También en otros casos pueden generarse los siguientes efectos secundarios:

  • Náuseas y Vómitos.
  • Rigidez en los hombros.
  • Sequedad en la boca.
  • Dificultad para tragar.
  • Irritación en la vejiga.

Cada persona es una experiencia distinta teniendo en cuenta el tipo de cáncer y en que parte del cuerpo se realice la radioterapia.

Se recomienda consultar con tu médico antes de realizar cualquier tipo de terapia para saber qué efectos podría desarrollar y así te puedan hacer un seguimiento adecuado durante todo el tratamiento.

¡NO ESPERES QUE TE OCURRA A TI!

Hazte un Chequeo Preventivo Ahora!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.